El Síndrome de la cabaña y cómo superarlo.

Actualmente se está hablando de las posibles consecuencias que nos pupede dejar el confinamiento y de la desescalada provocado por la crisis del COVID-19. Una de esas consecuencias más conocida es el llamado Síndrome de la Cabaña, ¿pero de qué estamos hablando realmente?.

(Puedes ver el video de la noticia en La 8 Salamanca al final del artículo).

¿Qúe es el síndrome de la cabaña?

El síndrome de la cabaña es una explicación que se usa actualmente para describir un conjunto de síntomas que algunas personas pueden padecer debido al momento particular que estamos viviendo, y que se caracteriza por tener miedo a afrontar una situación que antes podía considerarse cotidiana y normal lo que provoca que la persona que lo padece prefiera quedarse en casa, a afrontar dicha situación, ya que en la casa o cabaña, se tiene una mayor sensación de control del entorno.

Hay que aclarar que no es ninguna patologia y cuyos efectos son temporales y no tienen porque ser graves o que no deben preocuparnos a no ser que algunos de los síntomas no desaparezcan o se incrementen en el tiempo, dando lugar a trastornos psicologicos más importantes.

Síntomas

El síntoma principal es el temor a salir de casa, ya sea por el miedo al contagio por la enfermedad, o por el miedo a enfrentarse de nuevo a situaciones de la vida social y laboral normales.

También pueden aparecer síntomas propios de la ansiedad, así como la pérdida de interés por hacer cosas que antes eran cotidianas, o incluso pensamientos distorsionados sobre la situación que pueden dar lugar a rumiaciones y obsesiones.

¿Es lo mismo que la agorafobia?

No se debe confundir síndrome de cabaña con agorafobia

Agorafobia es un trastorno de ansiedad que se caracteriza por el miedo a sufrir síntomas como angustia o pánico en un entorno publico y no poder llegar a encontrar una via de escape para huir de esa situación. Por eso las personas ante el miedo a vivir esas sensaciones, prefieren permanecer en un lugar que puedan controlar como por ejemplo su casa.

La diferencia con el denominado el síndrome de la cabaña no es el temor a sufrir esas sensaciones, si no es que en éste caso la persona elige permanecer en casa ante el miedo a enfrentarse a una situación amenazante exterior que es real y poco controlable.

Síndrome de la cabaña

Parece que no existe un perfil determinado de personas que puedan padecer éste conjunto de síntomas,ya que todos de alguna manera podemos estar expuestos a sufrir algunos de ellos como puede ser el miedo al contagio o la ansiedad generada al tener que enfrentarnos a una situación novedosa, sobretodo después de haber pasado un periodo prolongado de confinamiento. Además puede afectar a todos los rangos de edad, desde niños a mayores.

¿Cómo podríamos superarlo?

  • Para superarlo podemos comenzar por identificar el origen de ese miedo, es decir ser conscientes de si estamos sufriendo alguno de los síntomas relacionados, ya que ésto nos va a ayudar a enfrentarnos mejor a la situación.

  • Primero tratando de razonar los motivos que nos llevan a ésta situación, que puede ser o el miedo al contagio, o el miedo a la vuelta al trabajo, o bien el miedo a tener una reunión familiar o con amigos.

  • Y después actuando con precaución, que se trata de respuesta más adaptativa que el miedo, ya que la precaución nos va permitir actuar y nos va a a aportar el control necesario sobre lo que depende de nosotros, o bien protegiéndose adecuadamente en el caso del miedo al contagio de la enfermedad, o bien planificando los pasos a dar en la reincorporación al entorno laboral, o a la hora de reunirse de nuevo con nuestros familiares o amigos.
  • También es importante que cada uno lleve el ritmo y use el tiempo necesario para ir enfrentando a las diferentes situaciones.

  • Y por supuesto pedir ayuda profesional si los síntomas no remiten en el tiempo, o incluso se agravan.

♦ Podeis ver el reportaje de las noticias de La 8 Salamanca AQUÍ!

Sobre el autor de este artículo:

Javier Barreiro Santamarta es Licenciado en Psicología por la Universidad de Salamanca, Psicólogo General Sanitario en Salamanca colegiado nº CL-3735. Máster en Psicología Clínica cognitivo-conductual, Máster en Terapia Breve Centrada en Soluciones y Máster en Recursos Humanos.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *